>

En respuesta a las blafemias de un demonio que se para en una cúspide extraña a blandir banderas de guerra, sus medallas oscuras no puedo verlas, pero su bandera, desde mi catalejo puedo pupilarla, lleva manchas de sangre, sangre de novicios humanos …
En su infierno encontré un demonio vergonzante que se hace llamar Lüzbel, extraño ejemplar de macho cabrio, creo que usa un disfraz descolorido; la guerra de los inframundos ha empezado…
Este es su campo de batalla:
http://ishkarioth.com/luzbel/2008/11/20/reinserciones-de-paedofilos-violadores-y-terroristas/#comment-3941
Quizá allí no encuentren mis tropas, mis banderas, si es así, es porque el enemigo ha osado retroceder en el terreno y en sus pantallas aparecen eliminadas, pero allí estuvieron mis tropas, que son mis palabras, con filo templado en hirviente oro, sin miedos, avanzan, se fortalecen. Mis tropas, que son mis letras, han entrado en guerra, quieres ser espectador o participante?
“más vale una bandera limpia solitaria sobre una cumbre, que cien banderas tiradas en lodo!”
Joshua dice, en respuesta a Lüzbel en su propio campo de Batalla, un infierno en la red, llamado “El Daño de Lüzbel”….
Tengo entre mis colaboradores cuatro gays, los llamo cariñosamente por sus nombres, si me supira el de todos se los diría. Yo no tengo problemas con ellos, los adoro porque no son ciegos y fueron los que me alertaron de lo que sucedía en meneame.net; En España son dos, un muchacho re-simpático de 21 años y un chico de 14! Como te parece? Y lo hacen porque quieren, porque aman a los niños, no que los desean, que es lo que no quieres diferenciar no se porque ceguera; pero como en todo, hay algunos seres débiles que creen que la solidaridad se puede regalar sin mirar que quienes salen perjudicados son criaturas indefensas. Yo, más que nadie en este mundo se! Entiendo la diferencia de géneros, entiendo y comprendo las debilidades humanas, la carne; y eso es lo que me ha dejado claro, que pedófilos y pederstas, no pueden ocupar el espacio que quieren en el mundo, no son respetables, no tienen sentimientos de cariño, y eso, cualquier demonio lo sabe (tú erres el único que lo ha desconocido)
Gays! Sin miedo, enfrenten este flagelo que quieren enlodarlos y ponerlos en mi contra!
Respecto al tema, varias cuestiones, sin respuesta tuya seguramente.
Solo imagina que escribí una historia; una ficción simplemente.
Soñé….
Soñe que Lüzbel no era un demonio, me pregunté, entonces que puede ser este especimen extraño? (risas) -recuerda que es un cuento, pero para ilustrar mejor mis teorías-
Me dije, no es médico, de lo contrario comprendería de sobra que para la pederastia y la pedofilia no existe remedio alguno en el planeta, quizá la muerte sea el único, por vejez, suicidio, linchamiento, pena, suerte.
Me dije, Lüzbel no es abogado tampoco, no tendría un sitio como este, un infierno descolorido y sin sentido de la sensatez -fíjate que hasta los demonios son sentsatos-
Me pregunté; entonces que puede ser? A que dedica su vida?
Cuando me levanté inmediatamente recordé el sueño y empecé a escribir este texto que ahora lees y el cual no llegarás seguramente, por orgullo, a terminar de leer. Obvio.
Lüzbel, tu has visto pruebas de frente, es decir en carne propia el problema, dices, no una vez; como se que no eres médico, tampoco abogado, mucho menos religioso que quiere ayudar ovejas descarriadas; me dije, hijo, tu interés es otro, dime la verdad, quieres contactar pedófilos que te cuenten sus fantasías e historias y con que fin?
Este post no lo escribiste porque si, eso es evidente, además que alguien te ayudó a elevarlo a la potencia de noticia en meneame.net, estos temas suelen no prosperar, sin el permiso del bloque de los “zurdos de la pederastia” que a estas alturas ya debes saber de quienes se trata, esto es con referencia a meneame.net.
Entonces, dejé volar mi imaginación; para que quieres las experiencias de los pedófilos? Te aclaro y doy consejo, si los contactas, lo más probable es que se liguen a tus contactos muchos pederastas y pornografos infantiles disfrazados de tiernos “amantes” de niños como sugieres; por si te tengo que recordar, los pedófilos tienen fantasias con niños, “FANTASIAS SEXUALES”, Tu eres capaz de imaginarlas? Desde luego para comprender el comportamiento de esa gente infecta, tienes dos opciones, o ser del lado de los dementes o del lado de los forences, y tu precisamente forence no eres, o ya me habrías apabullado con links o documentos que demuestren tus conceptos(que no teorías dices).
Lüzbel, Cual es entonces tu verdadera intención en esto? Pensé luego, quizá esté estudiando psicología, que no psquiatría porque para esta última el requisito es ser médico, ya expliqué que no lo eres; carreras administrativas no estudias, derecho si que menos, depronto psicología, quizá.
Pensé también en tu amiga abusada sexualmente en su infancia(o algún familiar) cuya profesión si sea psiquiatra o psicólogo, quizá abogado, y me dije; este chico lo que quiere es una comisión por reclutar enfermos, entonces, una respuesta clara si? Tú estás detrás del tema por dinero exclusivamente? Te recuerdo el tema de un abogado en meneame.net, que lo hizo, intentó explicar que su intención de redactar y poner público un artículo, era solamente con fines de orientación, tipo periodístico, mentiras, descubrí su patraña, lo único (legal eso si) que quería era “reclutar” pedófilos, pederastas, que le engordaran sus arcas. Pero ese es otro cuento. Ref: http://meneame.net/story/pedofilos-o-cabezas-de-turco
Lüzbel, amigo, eres libre de hacer lo que te venga en gana, como yo; quizá tengamos diferentes prismas de ver las cosas, agnóstico que no maniqueista!
Así las cosas, sigue tu camino, has cruzado el mío, y como dices, no se nada de ti (hoy se más y seguramente mañana sabré más)pero en la red, cualquiere cosa practicamente se puede averiguar, habilidad amigo mio, habilidad.
Espero, que como buen guerrero cumplas los preceptos sagrados de la guerra, según Tzun Tzu: conocete a ti mismo, conoce a tu enemigo y la guerra estará ganada, depronto se perderán batallas, pero al final, el triunfador será el que no tenga miedo, el que no se asuste por nada, el que no teme perder nada, porque comprende que desde su llegada a la tierra, ya todo estaba perdido.
“He visto evidencias en consulta, lo he tenido delante y no sólo recolectando fotos de internet (o no)” Este párrafo tuyo me es vergonzoso; aplastado en tu pseudo consultorio es que dices tener experincia en el tema? Yo llevo quince años combatiendo la plaga, 4 en la red, por mi cuenta; así, que no puedes inventarme que porque tienes un PC y unos archivos que seguramente has obtenido de forma ilegal, y te vales de ellos para palabrear, ahora vienes a echarme en cara que tienes la verdad en tus manos?
Los pedófilos y pederastas no tienen remedio alguno! No entiendes tan sencilla maniobra vital humana para proteger a los niños? Tú, no creo que ames a ninguno, a ninguno; de lo contrario, antes de buscar remedios y protección para pederastas y pedófilos, hubieras escogido defender y prevenir los males que puedan inflingir tus “entes de esperanza” en la humanidad de las criaturas que no pueden defenderse por si mismos.
España, debe preocuparse por personas como tú; yo, me encargo de que lo sepan, ese es mi trabajo, tú, eres solo otro más en la lista, me toco poncharte, el destino nos eligió, y ahora, seremos como gemelos; a veces no podré se tu sombra, pero siempre habrá otras sombras que puedan ayudarme; no llevo en esto meses, son años; es buen reto, nunca subestimo a nadie, nunca me doy por vencido, me gustan los retos, las cosas difíciles, sobre todo, porque al final, cuando descubro que es lo realmente esconde cada uno, puedo enseñarle a la gente cuales son las verdaderas intenciones; que en un 99% terminan siendo macabras y lo peor de las desgracias en contra de los niños.
Un saludo especial, y, a mis enemigos como siempre, me gusta darles un beso en la boca, así que cierra los ojos, siente el calor quemante de los labios de un demonio, que no va a descansar hasta develar el secreto que escondes.
Con cariño: Joshua.
*Bórralo, me da lo mismo que lo lea otro, es para ti el mensaje.